Novedades

7 formas de malgastar el tiempo que debes corregir

7 formas de malgastar el tiempo que debes corregir ya
Avatar del usuario
Escrito por Rubén Alonso

Muchas veces no nos damos cuenta de que el tiempo es posiblemente el recurso más importante que tenemos y al que menos caso le hacemos. Malgastar el tiempo de alguna de estas 7 formas puede convertirse en una fuente de remordimientos que vaya disminuyendo tu eficiencia o incluso tu felicidad. ¡Corrígelo!

 

El peligro de malgastar el tiempo

A lo largo del día y casi inconscientemente vas eligiendo qué tareas son más o menos urgentes para llevarlas a cabo antes o dejarlas para luego. El peligro de gestionar así el tiempo es que realmente no analizas la importancia de las tareas en sí mismas y estableces las prioridades de forma errónea.

Hay que entender que el tiempo es un bien que consumimos irremediablemente y que no se puede recuperar. No es posible “ganar tiempo”. Por eso es tan importante saber administrarlo correctamente y evitar caer en alguno de estos errores tan comunes y que nos hacen malgastarlo irremediablemente:

  1. No planificarlo: uno de los errores más comunes. No invertir tiempo precisamente en planificarlo puede significar que lo acabes malgastando. No hay nada peor que ese sentimiento de haber perdido el tiempo y no saber bien en qué. No dudes en llevar un registro de las actividades que hagas a lo largo del día o apuntarlas en un calendario, porque así entenderás mejor dónde invertir tu tiempo y dónde puedes ajustarlo.
     
  2. Dejar que otros te lo roben: cuando te piden que vayas a una conferencia, te ruegan que participes escribiendo un artículo o simplemente te proponen un nuevo proyecto. Siempre habrá alguien que requiera de tu tiempo, y debes ser tú quien priorices si realmente es importante o si acabará siendo una pérdida de tiempo. Muchas veces para evitar que nos roben el tiempo la solución es tan simple como aprender a decir “no”.
     
  3. Quitar prioridad a la familia y los amigos: uno de los peores errores. Cuando nos encontramos frente a muchas “cosas que tenemos que hacer” solemos darle mayor prioridad que a cenar con la familia, salir con los amigos o dar un simple paseo. Puede que estas pequeñas acciones cotidianas sean menos urgentes, pero muchas veces son las más importantes. Seguramente quieras terminar antes tus tareas urgentes para “ganar más tiempo” con tu familia, pero en verdad lo que estarás haciendo es perder ese tiempo irrecuperable, y erosionar una relación familiar puede significar un gran fracaso personal a la larga. Pasar más tiempo con la familia, amigos y seres queridos es lo que refuerza las relaciones, y muchas veces te ayudará a afrontar momentos difíciles o dar sentido a las cosas por las que precisamente estás luchando. Apunta estas actividades y eventos en tu calendario para tener claros tus compromisos y prioridades.
     
  4. No irse de vacaciones: si crees que así “conseguirás” más tiempo estás muy confundido. Desconectar de la rutina y del día a día no sólo te hará difrutar de tus seres queridos o vivir experiencias nuevas, sino que también te ayudará a reducir tu estrés y ganar perspectiva de la situación. Relajarse es parte fundamental de tu trabajo; tu salud y tu rendimiento lo agradecerán. Planifica tus vacaciones con tiempo y no las dejes para el último momento, porque sino cuando llegue sólo pensarás en los típicos “todavía tengo mucho que hacer”.
     
  5. Descuidar tu salud: no somos conscientes de lo importante que es dormir bien, comer bien y hacer ejercicio regularmente para sentirnos más felices y saludables. Ésta es sin duda una de las mejores inversiones de tu tiempo, porque a la larga te ahorrarás muchas enfermedades y malos momentos. Empieza a tomar decisiones ya mismo para llevar a cabo un estilo de vida saludable, porque dedicarle un poco de tiempo ahora puede darte una vida más rentable en el futuro.
     
  6. Perder tiempo ahorrando dinero: claro que es bueno ahorrar dinero, pero a veces gastando un poco se ahorra mucho tiempo; tiempo que por supuesto puedes aprovechar en otras tareas. Por ejemplo, contratar los servicios de un profesional para delegar una tarea que no sabes hacer te puede hacer ahorrar mucho tiempo en aprender cómo se hace y hacerla tú mismo con la misma calidad. Son pequeños gastos que a la larga te habrán hecho dedicar tu tiempo en las actividades que realmente importan.
     
  7. No conocerte a ti mismo: sin duda esta puede ser una de las peores formas en las que malgastar el tiempo estrepitosamente. A veces perdemos la noción de lo que realmente queremos hacer en la vida, de lo que nos gusta o de lo que verdaderamente nos importa. Muchas personas se dan cuenta de qué quieren hacer en la vida después de haber estado años trabajando en algo que no les gustaba, y todo porque nunca se pararon a reflexionar realmente sobre ello. Así que tómate tu tiempo, relájate, piensa, reflexiona y conócete a ti mismo, porque puede que así te ahorres mucho tiempo en un futuro.

 

Si evitas estas 7 formas de malgastar el tiempo no sólo estarás ahorrando tiempo para el futuro, sino que también vas a sentir cómo lo estás aprovechando ahora y disfrutarás mucho más del presente.

 

'Intentar ganar tiempo al tiempo sólo hará que lo malgastes' Clic para tuitear

 

Fuente: hbr.org

Sobre el autor

Avatar del usuario

Rubén Alonso

Bloguero, teletrabajador y apasionado de Internet. Me gusta investigar y descubrir las últimas tecnologías que nos ofrece la red, porque si Internet cambia el mundo, ¡yo no me lo quiero perder!
Rubén Alonso

Deja un comentario